martes, octubre 14, 2008

DE NIÑA A MUJER





Hace ya casi catorce años desde aquel día cuando la tomé en mis brazos. Tan linda, tan frágil, tan tierna, acababa de nacer: pero fugaz, el tiempo pasó, y en un instante de la vida... mi niña se ha convertido en mujer, yo la miro de reojo y me perece mentira verla hecha señorita.


REALIDAD

Pobrecita de mi niña ya no juega
con muñecas ni casitas de cartón,
siente pena pues la juventud ya llega
y de niña tiene aún su corazón.

Beso a beso, dulcemente por la casa
me demuestra su cariño de verdad,
pero acepto, que implacable el tiempo pasa
y me encuentro con la cruda realidad.

Pobrecito de mi ser perdió la calma
mi chiquilla, dulce niña ya creció,
al mirarla se me desbarata el alma
mi "Rosita" mujercita se volvió.

¡Cuánto diera! Porque ella no creciera
y siguiera siendo niña como ayer,
sin embargo, es una dicha pasajera:
aquel tiempo que se fue, no ha de volver.

Angelitos en el cielo siempre guarden
dos luceros, de mirada sin igual,
porque quiero que esos ojos iluminen
el camino de mi vida hasta el final.

¡Ay mi niña! Dulce niña, yo te quiero,
sigue siendo chiquitita, por favor;
sigue siendo siempre niña, que me muero,
si no tengo tu sonrisa y tu candor.

!Dios te guarde, dulce niña de mi amor..!


Rahulig/08
DRA


Imagen: Paola Rosa 
Del albun familiar




9 comentarios :

  1. Rafael, es un lindo poema escrito con todo el amor para la niña de tu corazón..siempre será tu niña chiquitica que alumbra con la luz de sus destellos juveniles...Sus ojos luceros profundos enmarcados en el fresco amanecer de su linda mirada..
    Bueno usted muy bonito con la niña en brazos, mi felicitación a la princesa a quien Dios la bendijo con esa linda familia y con padres y hermanos maravillosos. Un saludo afectuosos Nersa

    ResponderEliminar
  2. Hola!!!!!!!!!!!!

    Que bueno que te inscribiste, ya te VOTE, si queres pasar a votarme estoy en multimedia como Personas Comunes.

    Un besote y abrazo de oso.

    ResponderEliminar
  3. hola!TE FELICITO POR EL POEMA..SALUDOS ALA NIÑA HECHA MUJER..
    CARIÑOS.
    SILVIA CLOUD.

    ResponderEliminar
  4. hola amigo ;
    aca me paso adeajrte mis saludosssssssss!!!!!!!!!!!!!!!!
    gracias por tu visitaaaa
    cuidate

    ResponderEliminar
  5. Mi Querido Amigo... ellas siempre serán nuestras niñas... la mía tiene 18 años... (Gemela con un niño, que mide 1.90). Se llama Elizabeth, estudiante de medicina… siempre fue muy estudiosa así que tiempo para amores no tenia… solo uno compañero de curso… que le duro un par de días… es su primer “novio”… ahora todo cambio no es como nuestra época… pero bueno… lo realmente importante que nuestras hijas sean felices… que no sufran… estar atentos, para sostenerlas en cualquier tropiezo… Gracias por tus palabras… me gusta compartir mis alegrías, con buenos amigos … y sus familias … Te dejo Un Beso … Silvi.

    ResponderEliminar
  6. Ayyyy, Rafaél, la vida es así y hay que tomarla de esa forma....como dice mi hija que feliz era cuando tenía siete años, como yo, le contesti, que le vamos hacer, apechugar procurar ser lo más feliz que se pueda, padres e hijossss
    Verdaderamente es un poema precioso y tierno y la niñita una preciosidad, que Dios te la guarde, ahora ya es más mayorcita, claro, hasta tendrá noviete..jejee
    Saludos afectuosos, que tengas un buen día.
    Leonor.

    ResponderEliminar
  7. Gracias, Leonor, es un comentario muy bonito y tienes toda la razón: Debemos procurar ser felices, la vida es corta.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Hola, Humberto:

    Bella la niña y muy bien hecho el poema, se lo merece.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  9. Es precioso mi querido amigo yo que tengo hijos te entiendo,de echo les hice un poema similar,este es muy bello

    ResponderEliminar

Mi foto
Ingeniero de profesión, artista por vocación. Vi la luz en la población de Paz de Río (Boyacá, Colombia) en un mes de Abril del año de 1952, pero actualmente, resido en la ciudad de Tunja, capital de nuestro Departamento. Escribo mis poemas con versos sencillos que, por lo general, se convierten en canciones. Me gustan las artes y suelo pintar, canto e interpreto la guitarra, salgo a pasear en bicicleta, disfruto de la vida, cultivo amistades y vivo contento. Soy, en resumidas cuentas, un bohemio soñador: con ganas de ser poeta, guitarrero y trovador.