lunes, septiembre 19, 2022

DESDE MIS VENTANALES





Don Leoncio, como lo hace todos los días al caer la tarde, camina lentamente hasta el balcón, se acomoda en la silla mecedora y comienza a balancearse tarareando alguna vieja canción mientras contempla como el sol se pierde tras las montañas allá en el horizonte. "Así es la suerte", murmura, "cuando llegamos al ocaso de la vida nos tratan como a un mueble viejo, nos acomodan el algún rincón para que no hagamos estorbo y poco a poco nos van olvidando. Aquí, en el mirador no molesto a nadie, contemplo el atardecer y espero la noche recordando que alguna vez tuve fuerzas para luchar y sacar adelante a la familia que hoy me ignora". 
 

OCASO
(Lizaraejoa)

En tanto miro el cielo desde mis ventanales,
allá en el horizonte los rojos encendidos
refulgen y se esconden en locas espirales.

Arreboles lejanos que en el confín silente
decoran las montañas al tañer de campanas,
e impávida se aleja la tarde ya muriente.

El astro rey se oculta do anidan los halcones,
así como en el alma palpitan escondidos
recuerdos inmortales de incautas ilusiones.

Se guardan, se atesoran bajo senil techumbre
candorosos albores de plácidas mañanas,
que signan el sendero para alcanzar la cumbre.

Allá en el horizonte los rojos encendidos
decoran las montañas al tañer las campanas,
así como en el alma palpitan escondidos
candorosos albores de plácidas mañanas.

__________________

Derechos Reservados Copyright © 2022
Rafael Humberto Lizarazo G.

Imagen: Atardecer boyacense
(De la Internet)

jueves, septiembre 01, 2022

PREMIO "POESÍA DE MAYORES"

 



La Asociación de Jubilados y Pensionistas de España (Movimiento AJYPE) mediante su filial en Alicante, Comunidad Valenciana, organizadora del III Certamen Internacional Poesía de Mayores, según la valoración del Jurado Calificador, me ha declarado como ganador del "Primer Premio" en este importante concurso dirigido a personas de sesenta años o más. Honrado, emocionado y agradecido con la vida, comparto el diploma acreditativo junto con el poema premiado. Es sumamente gratificante saber que, a pesar de la edad y la nieve en el cabello, se nos brinda la oportunidad de sentirnos vivos para expresarnos a través de la palabra escrita y, humildemente, seguir soñando con un mundo mejor gracias a la magia de la poesía.


ACÍBAR
(Soneto)  

Entre los ecos de lejanos trinos
y coros de los cantos vesperales,
reposan mis anhelos otoñales
bajo las ramas de los ocres pinos.

Se va la vida, surca los caminos
como los desvaríos nocturnales,
y recuerdo caricias maternales
bajo el fulgor de cielos opalinos.

A mar abierto, tormentoso y frío
gusté el acíbar de embriaguez ignota,
albor fugaz de un corazón bravío.

La gratitud que la vejez denota
trae a mi mente lo que ayer fue mío,
al evocar la juventud remota.

__________________

Derechos Reservados Copyright © 2022
Rafael Humberto Lizarazo G.

Imagen: Credencial Diploma
(Movimiento AJYPE)


Información del Autor

Mi foto
Ingeniero de profesión, artista de corazón. Hacedor de versos, creador de canciones e inventor de historias. Paz de Río (Boyacá) Colombia, 23 de abril de 1952.

Los que vuelan conmigo

Buscar contenido en este blog