lunes, febrero 05, 2018

EL POSTRERO ADIÓS





Con los brazos cruzados y la mirada clavada en el suelo permaneció de pie, inmóvil frente al ataúd cubierto de flores, mientras que este con el cuerpo de su esposa, descendía hasta el fondo de la tumba. Las notas melancólicas de un piano acompañaban el momento y se escuchaban algunos lamentos, pero él seguía ahí parado sin decir nada. Estuvo así hasta cuando los obreros echaron la última palada de tierra y su amada desapareció para siempre: sólo entonces, levantó la vista y pude ver en su rostro una infinita desolación. "Era mi vida, toda mi vida", me dijo al oído cuando lo abracé para despedirme.


ETERNIDAD

Poquito a poquito te fuiste alejando
cual las golondrinas en tardes de abril,
y mi alma en penumbras se quedó penando
bajo la luz tenue de un viejo candil.

Por toda la vida seguiré guardando
los gratos recuerdo de un amor febril,
y dos corazones seguirán temblando
con el primer beso tierno y juvenil.

Eramos dos almas en una fundidas
como el sol radiante con la primavera,
como mar y arena, desde que te vi.

Volverán de nuevo las cosas perdidas
y, será lo nuestro tal como antes era,
cuando ya la muerte me lleve hacia ti.

__________________

Derechos Reservados Copyright © 2018
Rafael Humberto Lizarazo G.

Imagen: Jardín de flores
De la Internet.

31 comentarios :

  1. siempre se vuelve si se ha partido! muy buen poema! amigo
    un abrazo
    lidia-la escriba

    ResponderEliminar
  2. Precioso soneto.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Magníficos versos, querido amigo. Siempre cabe la esperanza del reencuentro.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
  4. El reencuentro postrero.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Dios mío Rafael, me has hecho sentir todo el proceso de enterrar a una persona amada, hasta la última paletada de tierra. Es horrible perder a una persona que amas, no hay palabras que expresen este dolor.
    Después has escrito un maravilloso soneto que cautiva por la hondura de sus sentimientos. Me gusta mucho como has ido puliendo tus poemas, desde hace cuatro años que comencé a seguirte, Bravo por ti, mis felicitaciones.

    Un abrazo con cariño.
    Ángeles

    ResponderEliminar
  6. Qué triste poema.
    Un abrazo.

    Aunque es muy bello.

    ResponderEliminar
  7. Eres maestro... para encontrar la belleza en lo más triste y trasmitirlo. Gracias por tu arte.
    Abrazo de anís.

    ResponderEliminar
  8. Un poema conmovedor.
    Muy bueno.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. Qué tristeza, pero que bellísimo poema...

    Muchos besos.

    ResponderEliminar
  10. Cuando el amor es recíproco y puro, hermoso poema, Rafael, un abrazo!

    ResponderEliminar
  11. Hermoso poema aunque muy triste y emotivo por la realidad que conlleva: el enterrar a un ser querido, algo tan doloroso que sólo el tiempo lo suaviza aunque jamás se olvida.Saludos cordiales

    ResponderEliminar
  12. Maravilloso poema Rafael, se aplica a todos lo que tuvimos una pérdida. Gracias. Beso

    ResponderEliminar
  13. ¡Emocionante!
    Eres un gran poeta, de no ser así, sería imposible que explicases esa desolación y dolor con las palabras tan precisas y tan bien enhebradas.
    Cariños.
    kasioles

    ResponderEliminar
  14. Bonito y triste poema, pero es ley de vida. Ojalá que eso que dicen los curas de la vida eterna, fuera verdad, y un día nos reencontramos con todos lo que se han ido.

    Abrazo tocayo.

    ResponderEliminar
  15. Un escrito muy triste pero bellamente elaborado, hasta lo triste en manos de un poeta se transforma en belleza.
    Renacer mostrar y quien sabe...
    Un abrazo Rafael.

    ResponderEliminar
  16. Una preciosidad e soneto, la tristeza nos llega en tus versos, la vida se trunca cunado uno de los dos se muere. Abrazos

    ResponderEliminar
  17. Como siempre, Rafael, emotivo...impactante...estremecedor.

    ResponderEliminar
  18. Precioso poema y despedida.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  19. Haces del dolor y la tristeza que brote la belleza. Una introducción que emociona y un soneto que se mete en los adentros del alma...

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  20. Para esos amores que nunca mueren... Es más, que vienen siendo. La eternidad no es sólo para adelante. Me encantó tu poema, Rafael.

    Abrazo.

    ResponderEliminar
  21. Mientras leo tu hermoso poema lleno de amor, no he podido evitarlas lágrimas, es una despedida tierna y muy emotiva Rafael.

    Abrazos de Espíritu sin Nombre.

    ResponderEliminar
  22. Un poema que llora en cada letra.....un triste adiós con la esperanza de un reencuentro en la eternidad......Saludos amigo Rafael.....cuídate

    ResponderEliminar
  23. Grande nostalgia in questi bei versi d'amore, scritti in modo elegante
    Un saluto,silvia

    ResponderEliminar
  24. Bellísimo este soneto Rafael, lleno de ternura y con un amor eterno.
    Me ha gustado mucho, es precioso todo, pero el primer cuarteto me encanta.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  25. Cuando hay amor se siente muchísimo más la perdida de la persona amada.
    Has sabido sacar un bonito poema, espero que de consuelo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  26. lograste bellas letras en un momento tan triste-Abrazo

    ResponderEliminar
  27. Hola, Humberto
    Debe ser muy triste perder de repente a un ser amado; el protagonista vivirá en la nostalgia hasta que la vida misma le vuelva a dar esperanza y amor.
    Como siempre tus poemas son hermosos. Saludos
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  28. Que precioso tu poema Rafael. Que tristeza y vacío deja la partida de un ser querido.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  29. Los escribes, el soneto, desde ese espíritu triste y sentido que caracarterizáron las Rimas de Bécquer. Un abrazo. carlos

    ResponderEliminar
  30. Qué gran poeta eres, Rafael. Te admiro y te quiero y me emociones siempre y eso, sólo eso, es poesía. Mi abrazo fuerte.

    ResponderEliminar

Mi foto
Ingeniero de profesión, pero artista por vocación o, por lo menos, eso intento en pro de la conservación de nuestra identidad cultural. Nací en Paz de Río, Boyacá, Colombia, en un 23 de Abril del año 1952. Actualmente, resido en la ciudad de Tunja, capital de nuestro hermoso Departamento. Escribo mis poemas con versos sencillos que, por lo general, se convierten en canciones. Me gustan las artes y suelo pintar, canto acompañado de la guitarra, monto en bicicleta, disfruto de la vida, cultivo mis amistades y vivo contento. Soy, en resumidas cuentas un bohemio soñador, con ganas de ser poeta y, de mis versos, cantor.

Archivo por etiquetas

Buscar en este blog