miércoles, abril 05, 2017

TRAGEDIAS ANUNCIADAS





La desatención estatal, la falta de ordenamiento territorial, la pobreza extrema y/o el desplazamiento forzado obligan a la población menos favorecida a construir sus humildes viviendas en zonas de alto riesgo tales como las riveras de los ríos o laderas inestables. Si, a lo anterior, le sumamos la indebida explotación de los recursos naturales y las lluvias inclementes: obtenemos el caldo de cultivo perfecto para tragedias anunciadas, como la ocurrida días atrás, en Mocoa, Putumayo.

En las riveras de un río por no tener donde más:
hizo el pobre su bohío... hoy sufre como jamás.


AVALANCHA

Allá donde antes había
bosques, lagunas y flores:
cual avaros destructores
sus huellas de cobardía
dejaron esos señores.

Sembradores de la parca
sobre la tierra desnuda,
ante la mirada muda
del que su sino le marca
una daga puntiaguda.

De sus entrañas sacaron
las riquezas escondidas,
la natura destrozaron
y solamente dejaron
las esperanzas perdidas.

La montaña mal herida
comenzó a desmoronarse
y, tras la lluvia caída,
la tierra antes removida
fue al río a depositarse.

Desde la loma arrasada
donde explotaban el oro,
bajó inclemente la riada
en carrera desbordada
resoplando como un toro.

De noche vino la muerte
con su nefasta redada
y, aprovechando al inerte,
selló de un tajo la suerte
de una ciudad olvidada.

Hoy Mocoa está de luto
bajo el lodo sepultada,
y mi corazón enjuto
siente la pena causada.

___________________

Derechos Reservados Copyright © 2017
Rafael Humberto Lizarazo G.




21 comentarios :

  1. ¡Dios nos asista! y tenga misericordia de Colombia

    ResponderEliminar
  2. Sin palabras Rafael, mi último poema va del tema.
    No perdamos la esperanza de que esto se solucione, algún día.
    Buen poema.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. El enriquecimiento a cualquier precio, misera para el pueblo.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  4. Vuestra tristeza nos llega, nos moja la cara y nos duele el corazón, un poema tan sentido que emociona y deja sin palabras porque las que se nos ocurren no son publicables. Un abrazo y mis oraciones

    ResponderEliminar
  5. Amigo el mundo se mueve por intereses triste pero cierto..

    .Por cierto poeta encantada de leerte .

    Un saludo sincero amigo

    ResponderEliminar
  6. Hemos seguido atentamente esta desgracia y todos estamos unidos en el dolor.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Cuanta tristeza amigo,abrazo fuerte.

    ResponderEliminar
  8. Ante sucesos así una se queda sin palabras.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  9. Triste muy triste hoy duele tu poema.

    Mi solidaridad.

    Besos .

    ResponderEliminar
  10. La gente desvalida es la primera víctima del mal hacer, lo lamento mucho, Rafael, un abrazo!

    ResponderEliminar
  11. Unas quintillas preciosas con un tema que nos duele a todos.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Una terrible desgracia la de Mocoa y resulta todavía más triste que siempre son los menos favorecidos los que pagan las consecuencias para aumentar más si cabe su pobreza. Me impresionó mucho lo que ví en la TV y sufrí con las víctimas..Tu poema destila tristeza e impotencia por estos dramáticos hechos.Saludos cordiales

    ResponderEliminar
  13. MUY BONITO TU TRIBUTO. ES UNA TRAGEDIA TENAZ!!!
    ABRAZOS

    ResponderEliminar
  14. qué terrible, Rafael.
    La codicia, siempre la codicia.

    Un abrazo, paz y bienestar.

    ResponderEliminar
  15. Bien lo dices, tragedia anunciada. Como la de Armero. La montaña castigando el desbalance de sus bosques talados. Los ríos buscando sus cauces naturales represados. Cómo duelen estos muertos, cuando como los de Armero, se hubiera podido evitar la tragedia que los dejó sin vida. Nos duele la patria¡. Un abrazo. Carlos

    ResponderEliminar
  16. La calamidades siempre afectan a los más defavorecidos, que haya luz para estas victimas y sentimientos hacia ellos de los que gobiernan.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  17. Estoy regresando a mi redil bloguero y me encuentro con tu justificada elegía. Los ricos empresarios egoístas creen tener vocación para poseer y poseer. Pero nosotros podemos unirnos, aprender e impedir que el medio ambiente no sea destruido. Tu poema es un buen testimonio. Abrazos.

    ResponderEliminar
  18. Una gran tristeza.

    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  19. LLeguen a ti mis deseos de:
    Buena Semana Santa a todos!!!, que viváis de acuerdo a vuestros sentires y que los días sean de bien... estar.
    .
    Nos vemos el domingo de Pascuas!!!!!!!
    .
    Y... hasta ese momento que Dios los tenga en la palma de su mano!!!!
    .
    Abu

    ResponderEliminar
  20. Cunato dolor aún hemos de ver y sufrir?
    No se aprende...
    hoy allí , meses atrás en otras partes y es igual en mi país
    la destrucción que nos golpea la cara
    lo tremendo es que la solución a veces es peor que la tragedia
    lo material se recupera
    con más esfuerzo
    pero las vidas jamas

    la vida real ...
    no hay que perder el asombro
    para llamar a conciencia.

    ResponderEliminar
  21. Rafa,tus poemas nos entristece porque reflejas la situacion real de lo que ocurre en nuestra querida Colombia.

    ResponderEliminar

Mi foto
Ingeniero de profesión, artista por vocación. Vi la luz en la población de Paz de Río (Boyacá, Colombia) en un mes de Abril del año de 1952, pero actualmente, resido en la ciudad de Tunja, capital de nuestro Departamento. Escribo mis poemas con versos sencillos que, por lo general, se convierten en canciones. Me gustan las artes y suelo pintar, canto e interpreto la guitarra, salgo a pasear en bicicleta, disfruto de la vida, cultivo amistades y vivo contento. Soy, en resumidas cuentas, un bohemio soñador: con ganas de ser poeta, guitarrero y trovador.

Archivo por etiquetas