domingo, septiembre 16, 2012

RUMBO A LA ESCUELA





Los caballitos de dos en dos alzan la pata y dicen adiós: Dos y dos son cuatro, cuatro y dos son seis, seis y dos son ocho y ocho dieciséis; y ocho veinticuatro, y ocho treinta y dos; más diez que le sumo son cuarenta y dos. Mi mamá me mima, mi papá también, con mis dos quereres me siento muy bien... A pesar de los años que han pasado, me perece que fue ayer, cuando muy orgulloso y feliz llevaba a mi dulce niña hasta la escuelita. Fueron tiempos maravillosos, gracias a Dios.


PAOLITA, ITA

Cuando estaba ni niña en la escuela,
orgulloso yo la iba a llevar;
muy oronda, contenta, ligera:
con sombrilla, morral, cartuchera
y ojos negros de lindo mirar.

La blusita de encajes bordados,
falda a cuadros, saquito de lana;
medias blancas, ositos pintados,
zapatitos muy bien embolados
y sonrisa de alegre mañana.

Día a día salíamos corriendo
repasando la regla de tres;
sumas, restas, el tanto por ciento,
las vocales en forma de cuento
y las tablas del uno hasta el diez .

-¡Papi, papi, no traje lonchera,
al recreo no habrá que comer!
-No te afanes, de alguna manera
sin faltarte y en forma ligera:
Tu merienda la vas a tener.

Días felices de mil primaveras,
tiempo alegre de nunca olvidar;
  aires frescos con brisas ligeras
nos trajeron las dichas primeras,
que de niña te hicieron soñar.

¡Ay!, Paolita, quisiera que ahora
hasta la "U" te pudiera llevar,
pues mi pecho se aflige y añora
 o en silencio parece que llora:
si, a su niña, no escucha cantar.


Rahulig/012
DRA


Imagen: Paolita la más bonita
Del álbum familiar




45 comentarios :

  1. Amigo Rarael, muy tierno y blanco poema, como corresponde cuando va dirigido a la infancia.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Hola Rafael...esos recuerdos son los que se guardan como un tesoro en el corazón...hermosa Paolita y bellos tus versos, te deseo un bello inicio de semana, un abrazo en la distancia

    ResponderEliminar
  3. Imborrables recuerdos de tiempos que fueron no? nuestra infancia, la de nuestros hijos, cosas que ya no volverán.
    Emotivo!
    Besos!

    ResponderEliminar
  4. En ese tono rítmico de los mejores poemas infantiles de Rafael Pombo, tu tocayo, el poeta de Rin rin renacuajo...Tus versos, me asoman a la niñez, con gran nostalgia. UN abrazo. Carlos

    ResponderEliminar
  5. El tiempo pasa, pero los bellos recuerdos quedan. Bellos recuerdos grabados en tus queridos versos.

    Saludos cariñosos.

    ResponderEliminar
  6. HERMANO PAISANO, SU DEDICATORIA ME CONMUEVE MUCHO...

    ResponderEliminar
  7. ¡Que bonito!!!!me encantó amigo los años pasan y los recuerdos quedan.
    abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Que preciosidad, cuanta dulzura en tu hermoso recuerdo!
    Me recuerda mi niñez.
    Besos....

    ResponderEliminar
  9. Ahora revivo en mis hijos aquellos dulces recuerdos. Vuelven a repetir con los suyos lo que nosotros ya hicimos por ellos. Que rápido pasa el tiempo, quien pudiera retenerlo un instante.

    ResponderEliminar
  10. Entrañable y lleno de Amor y Ternura.
    Precioso Poema, lleno de Recuerdos de una etapa que jamás olvidaremos.
    Un abrazo, Rafael.

    ResponderEliminar
  11. Los recuerdos, son como los pasos, siempre dejan huella.
    Nostálgico poema de momentos, que al rememorarlos, nos hacen vivir de nuevo.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Suele pasarnos que recordamos con nostalgia la época en que
    nuestros hijos eran pequeños, y la frase famosa, "chico chico
    problema chico, chico grande problema grande" a veces pasa,
    pero es una gran felicidad tenerlos y disfrutarlos, abrazo!

    ResponderEliminar
  13. ¡Muy lindo y tierno amigo Rafael! Recuerdos imborrables que entiendo bien, aderezados con una pizca inevitable de nostalgia. Nos agarraremos entonces de los bellos rastros que dejan en la memoria del corazón tuyo y tu hermosa niña. UN ABRAZO!

    ResponderEliminar
  14. Absolutamente delicioso, amigo Rafael ¡Ay, quién pudiera volver a llevar los niños a la escuela! Cuantos recuerdos y añoranzas...

    Mi aplauso por tus preciosos versos. Un abrazo . María

    ResponderEliminar
  15. Ay, que lindo texto, es una joya, y como dice María quien pudiera volver tenerlos así de chiquitines, aunque fuese cinco minutos.Un placer Rafael, leerte, felicidades,un beso.

    ResponderEliminar
  16. Ma has traido muchos recuerdos con tu poesía, como siempre haces, recuerdos que no quiero olvidar porque son alegres y entrañables, cuando llevaba a mis hijos al colegio, como dices en ella, y los recogía, cuando podía, porque trabajaba, todo eso es pasado, pero no se borra de mi memoria, porque los recuerdos hermosos nunca se borran.
    Gracías por todo lo que aportas con tus poesías para recordar los recuerdos hermosos.
    Un abrazo, hasta pronto querido amigo.

    ResponderEliminar
  17. Estimado Rafael.

    Estoy regresando de vacaciones luego de un corto receso de internet y aqui con gusto paso a saludarte.

    Un abrazo

    ResponderEliminar

  18. Eres un encanto de papá, de persona y de poeta.

    Tu niña será feliz sin duda.

    Abrazo a los dos.

    ResponderEliminar
  19. Derrocha ternura y amor. ¡Que bendición son los hijos!
    Un gran abrazo Rafael

    ResponderEliminar
  20. Hola Rafael...déjame felicitarte por este bello poema, digno del amor paternal...y la foto de Paolita es preciosa, un amor de niña...pero aunque ya esté en la "U", ella nunca olvidará que es la niña de tus ojos. Recibe un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  21. Hace tiempo que no te visitaba, te encuentro con la misma lozania y bien hacer de siempre.
    Estan hermoso sentir ese amor por una niña.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  22. Hola Rafael.
    Hermosos y tiernos los versos que nos dejas! me encantaron! linda la foto de Paolita!
    Un cariñoso abrazo!

    ResponderEliminar
  23. Hola Rafael:

    Versos para recordarnos en algunos casos los tiernos tiempos vividos y en otros como es tu caso, los actuales con los hijos en la escuela. Y es que no hay nada más confidente y hermoso que ese diálogo de amor con que los padres apoyan y ellos lo reciben, aportando con agradecimiento la ayuda concedida.

    Como todos tus poemas llenos de vivencias, esta vez nos dejas éste que desborda amor paternal por los poros. Gracias por tu visita. Te envío un abrazo poeta. Juan.

    ResponderEliminar
  24. Una hermosa poesía Rafael que no solo me llena de ternura sino que es lo que yo hago a diario con mi hijo que en noviembre cumplirá los seis añitos.

    Gracias por tu comentario en mi blog y por quedarte a seguirme, yo con tu permiso también te sigo.

    Un abrazo muy grande,

    María Eva.

    ResponderEliminar
  25. Me llorado al leer tu verso, y me recuerda lo importante que es vivir el aquí y el ahora....

    ResponderEliminar
  26. Tierno, humanamente bueno. ¡Qué lindos son tus versos Rafael! Un gusto estar en Tunja en ésta tu casa a la que bien te ocupas de mantener siempre hermosa. Un abrazo amigo desde mis cinco jardines.

    ResponderEliminar
  27. Rafael, lo mismo me pasó con mi hijo,ya creció , ya terminó sus estudios secundarios, ya comienza el proceso de profesionalismo y me parece lo mismo que solo ayer le llevaba al jardín infantil saltando y jugando entre las posas de lluvia
    los hijos vienen de prestado son aves de incansable vuelo
    así como nosotros también volamos del nido primero

    Entrañable poema nos regalas , dulce y pero sobre todo humano
    todos nos vemos reflejados en tus palabras
    felicitaciones


    abrazos

    gracias por tus palabras y ánimos

    ResponderEliminar
  28. Se me pianta una lágrima al leer esta poesía, los recuerdos que quedan de nuestros hijos cuando crecen y dejan de ser pequeños. Esa escuela tan preciada... Mi peque aun es peque, es mi tiki y la disfruto como veo que la has disfrutado vos. Saludos y un placer leerte. Puertoarial(.)com

    ResponderEliminar
  29. ¡Hola Rafael!

    Con tu lindo poema, nos has hecho recordar a más de uno. Yo no podía llevar a mi hija todos los días al colegio, pero solía cogerme unos días de vacaciones para hacerlo. Sus abuelos la llevaban y nosotros la recogíamos. Tiempos felices, como bien comentas.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  30. Rafael, lindos recuerdos aquellos en los que de nuestra mano crecían y podíamos acompañarlos a cada paso. Ahora el mío empieza apenas el instituto, y vuela solo...
    pero siempre, siguen necesitando nuestras manos.

    Besos.

    ResponderEliminar
  31. ¡Qué hermoso poema, mi querido amigo! ¡Cuánto se les quiere a los hijos!
    Yo también recuerdo, con nostalgia, cuando eran pequeños y había que llevarles de la mano a todas partes.
    Sin darnos cuenta, el tiempo pasa demasiado rápido y pronto comprobamoque han crecido, que quieren volar y se van, es ley de vida.
    Después de mi largo periodo de vacaciones, he vuelto feliz al comprobar vuestra acogida y al sentirme otra vez en casa.
    Nos seguiremos visitando.
    Abrazos.
    Kasioles

    ResponderEliminar
  32. Bellos recuerdos de un papá feliz y orgulloso que los convierte en versos, luego de acariciarlos en las alforjas de su corazón. ¡Felicitaciones, poeta! Un abrazo.

    ResponderEliminar
  33. Hola mi querido Rafael, una fotografía encantadora, tu hijita es un cielo y tu poema una gran ternura.
    Eres un gran padre.
    Con ternura os dejo un gran beso
    Sor.Cecilia

    ResponderEliminar
  34. Rafael: Solo de un amor de padre /como si fuera de madre es posible broten tales perlas. Y fíjate, que por más que nuestros hijos crezcan ni la nostalgia ni la ternura ni la entrega con que los quisimos se ve mermada.
    Tu poema, que es canción, perfectamente rítmica, es un ejemplar para guardar como recuerdo de infancia. Precioso y precios, sin más.

    Abrazos

    ResponderEliminar
  35. Bella evocación del pasado y sobre todo eso que atañe a los hijos.
    Se nota ese orgullo que sientes por tu niña...los hijos serán siempre nuestros niños.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  36. Amigo Rafael: Me ha dado mucha alegria tu visita, ¡GACIAS POR ELLO! ¿cómo erstá Merceditas? Me he acordado de ti en esta larga enfermedad.
    Preciosa tu hija y preciosos los versos que le dedicas, eres un padrazo:
    Un abrazo muy fuerte

    ResponderEliminar
  37. Bellísima entrada para tu niñita. No importa los años transcurridos. Estos recuerdos tienen la particularidad de quedarse en el presente trayéndonos incluso los olores e imperceptibles detalles.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  38. Rafael, me has emocionado, me has recordado mi niñez. Un poema precioso dedicado a tu niña, qué maravilla. Un fuerte abrazo desde el blog de la Tertulia Cofrade Cruz Arbórea.
    http://tertuliacofradecruzarborea.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  39. SIMPLEMENTE tierno y EXCELENTE!!!!!!!!!!!!
    como siempre amigo.
    SALUDOS DESDE MÉXICO
    CARLOS

    ResponderEliminar
  40. Ay Rafael cuánta nostalgia me has dejado en el corazón. Es cierto, el tiempo pasa y uno al encontrar fotos viejas, añora ese tiempo vivido. Pero como dice una canción; "Lindo haberlo vivido, pa poderlo contar"

    Un abrazo y buen fin de semana.

    mariarosa

    ResponderEliminar
  41. Que dulzura Rafael, unos versos preciosos para el recuerdo de un ayer. Tiernos y melodiosos.
    Un gusto leerlos.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  42. Poema tierno y bello mi querido Rafael.

    Me acordaste cuando le recitaba a mi hija Ximenita "Los caballitos de dos en dos alzan la pata y dicen adiós"

    Un abrazo!!

    ResponderEliminar
  43. ¡¡¡que maravilla!!!que versos mas lindos y tiernos ,me has hecho recordar a mi papá que me tomaba las lecciones cada dia ,ademas el era profesor pero no de mi colegio yo estudie en colegio de monjas.
    saludos y un beso y gracias por tanta ternura
    Marina

    ResponderEliminar
  44. Me acerco hasta tu casa y contemplo un bello poema! Cargado de ternura e inocencia.
    Saludos desde isla de luz,

    ResponderEliminar
  45. Precioso leerte y dulce forma de acunar momentos vividos.

    Me recuerdas mis hijos y luego mis nietas, me parece mentira que tengo una ya en liceo!!!!

    Carinos mil

    ResponderEliminar

Mi foto
Ingeniero de profesión, artista por vocación. Vi la luz en la población de Paz de Río (Boyacá, Colombia) en un mes de Abril del año de 1952, pero actualmente, resido en la ciudad de Tunja, capital de nuestro Departamento. Escribo mis poemas con versos sencillos que, por lo general, se convierten en canciones. Me gustan las artes y suelo pintar, canto e interpreto la guitarra, salgo a pasear en bicicleta, disfruto de la vida, cultivo amistades y vivo contento. Soy, en resumidas cuentas un bohemio soñador: intentando ser poeta, guitarrero y trovador.