domingo, febrero 03, 2019

LA TÍA MARGARITA...





Muy feliz estará don Enrique, otra vez tiene junto a él a su adorada Margarita. Es que la tía Margoth fue una mujer ejemplar: dulce y abnegada esposa, buena madre, buena hermana y buena tía, una tía tan cariñosa que más parecía una mamá. Recuerdo que, en la década de los setenta, durante dos años me acogió en su casa cuando llegué a Sogamoso para terminar mis estudios de bachillerato. En mi tiempo libre, yo le colaboraba con los mandados o con el cuidado de los niños mientras ella hacía las labores del hogar y, en recompensa, me preparaba unos deliciosos huevos revueltos, cafecito y pan. Nos dejaste tía Margothica, pero muy bien sabemos que estarás dichosa junto a tu amado esposo. Descansa en paz... algún día, volveremos a estar reunidos en familia, como en los tiempos felices.


AFLICCIÓN

Una tristeza que atormenta el alma
da vueltas y más vueltas en mi mente, 
es incansable noria que latente
poco a poco de mí, roba la calma.

Como juega la brisa con la palma
tu amoroso vivir sigue presente,
aunque el dolor cual daga reluciente
me agobia día a día, y me desalma.

Siempre será tu vívida presencia
el recuerdo feliz, que en mi camino,
adormezca la pena si se agita.

Fuiste tú, fiel ejemplo de paciencia,
  con amor diste luz a tu destino...
hasta siempre ¡oh, tía Margarita!



__________________

Derechos Reservados Copyright © 2019
Rafael Humberto Lizarazo G.

Imagen: La tía Margarita Goyeneche.
Enero 27 1940 - Enero 27 2019



24 comentarios :

  1. Bello poema envuelto en la tristeza por la muerte de tu tía.Te acompaño en tu sentimiento.Saludos cordiales

    ResponderEliminar
  2. Triste pero hermoso poema,abrazo fuerte amigo.

    ResponderEliminar
  3. Bonitos los versos del poema para ensalzar a la persona querida.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Maravilloso soneto escrito desde el corazón, Rafael, hay personas que aunque hayan cruzado a la otra orilla, siempre estarán en nuestra alma como un rayo de luz que nos iluminó la vida en algún momento.
    Me uno a tu dolor...¡DESCANSE EN PAZ!

    Desde el corazón, un abrazo

    ResponderEliminar
  5. Un recuerdo muy cariñoso envuelto en unos sentidos y bellos versos y es de agradecer que compartas tan hermosos sentimientos con nosotros.

    ¡Q.E.P.D!

    Un n fuerte abrazo, con mi más sentido pésame.

    ResponderEliminar
  6. Precioso este soneto donde la lectura se hace muy ágil, una característica que aprecio mucho y que en algunos poetas no encuentro, ya que se ven demasiado encasillados en la forma.
    El tema muy hermoso, dulce recuerdo para esa mujer fantástica.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Un fuerte abrazo, Rafael, que descanse en paz tu tía tan querida!

    ResponderEliminar
  8. Una meravigliosa dedica poetica, molto apprezzata
    Buona settimana, silvia

    ResponderEliminar
  9. Haces poesía hoy también con tu pena como tantas veces antes con tus alegrías. Admirable una vez más, amigo.

    Te mando un gran abrazo.

    ResponderEliminar
  10. Un hermoso y cariñoso homenaje. Me uno a tu pena pues también tuve momentos maravillosos con una tía amorosa y comprendo tu dolor. Cariños.

    ResponderEliminar
  11. Un homenaje muy bello.
    Hermoso recuerdo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Me uno a tu homenaje para un ser lleno de luz como ella. Marga era un cielo para mi tan tierna y cariño. Llena siempre de amor, unas bellas letras y emotivas. Descanse en paz. Mi abrazo!!

    ResponderEliminar
  13. Le has dejado un precioso regalo de despedida con tu soneto.
    Que haya encontrado la paz eterna y que descanse junto a su querido marido.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  14. Hola Rafael. Has echo un precioso homenaje a tu tía Margarita. Tambien yo, en honor a ti le dedico una horación pidiendo para ella que Dios la acoja en su seno.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  15. Cuando se va alguien tan querido que nos recuerda agradables tiempos idos, queda un vacío enorme y nos acongoja una pena insuperable. Mis condolencias poeta Rafael.

    ResponderEliminar
  16. Precioso poema para recordar a la tía Margarita. Descanse en paz.
    Saludos

    ResponderEliminar
  17. Emotivos versos para la tía Margarita. Deja su huella muy presente en ti y en cada uno que la amó. Descanse en paz.

    ResponderEliminar
  18. Una flor y una lágrima para ella yabrazo para ti, trovador.

    ResponderEliminar
  19. Cuando alguien deja una huella capaz de inspirar tan bello soneto, es porque debió ser una gran persona.
    Besos, querido amigo

    ResponderEliminar
  20. Siempre se valora el papel en la familia de los hermanos, padres, abuelos... pero de los tíos nunca. Y doy fe que son una madre o padre en la sombra, un amigo/a , alguien que sabes siempre estará de tu parte. Muy bonito que le hayas dedicado esta poesía.
    SAludos.

    ResponderEliminar
  21. Siempre causa tristeza cuando alguien marcha para ya no volver a verla, un bello homenaje que seguro ella estará disfrutando, un abrazo Rafael :*

    ResponderEliminar
  22. Entiendo esos duros momentos...yo tengo tías ya de muy avanzada edad y uno ve que ellas se van apagando de a poco y claro
    será un dolor grande cuando ellas ya no están...porque ellas nos recuerdan a mi madre
    toda vida es valiosa y hay que mantenerlas vivas en nuestros recuerdos así ellas nunca morirán.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  23. Rafael. Mis respetos qué hermoso soneto de triste sentimiento, que nos recuerda situaciones similares vividas con triste emoción. UN abrazo, y mi pesar por la la muerte de tía tan querida . Un abrazo. Carlos

    ResponderEliminar

Mi foto
Ingeniero de profesión, pero artista por vocación o, por lo menos, eso intento en pro de la conservación de nuestra identidad cultural. Nací en Paz de Río, Boyacá, Colombia, en un 23 de Abril del año 1952. Actualmente, resido en la ciudad de Tunja, capital de nuestro hermoso Departamento. Escribo mis poemas con versos sencillos que, por lo general, se convierten en canciones. Me gustan las artes y suelo pintar, canto acompañado de la guitarra, monto en bicicleta, disfruto de la vida, cultivo mis amistades y vivo contento. Soy, en resumidas cuentas un bohemio soñador, con ganas de ser poeta y, de mis versos, cantor.

Archivo por etiquetas

Buscar en este blog